Mamma Mía » El día de “TODO SI”

6 mayo 2019

El día de “TODO SI”

La semana pasada José me propuso una especie de “experimento” que me pareció interesante:
Un día donde le digamos SI a cualquier petición de Leonardo, a excepción de comprar cosas y decidir planes.

¿Por qué lo hicimos?
Nos consideramos padres mediamente permisivos, con tendencia a las reglas, es decir, optamos por una educación con pautas pero con márgenes amoldables a las situaciones.
El caso es que generalmente los NO caen como nieve del cielo y no mola tanto, lo ideal sería llegar a que los niños comprendieran los límites sin tener que ponérselos nosotros constantemente, pero son niños, así que esto es imposible, hasta en las mejores familias, hasta en las películas.

La idea de experimentar un día sin negaciones fue para medir los límites de Leonardo y por otro lado premiarle por ser un hijo responsable. Además nos pareció un buen entrenamiento para nosotros y una forma de descubrir el peso real de los NO, o sea que pasa si nos pasamos de los limites. Cuán determinantes son nuestros NO en el resultado final de la educación de un hijo.

Leonardo aceptó nuestra propuesta con entusiasmo y establecimos que el sábado sería el día de “ TodoSI ”.
Las únicas dos reglas a respetar eran: prohibido pedir regalos, no se compraría nada y que los planes del día los elegiríamos nosotros.

Sabado:
Pasamos casi todo el día en un club de Tennis en Aravaca, el mejor sitio para contrastar los “deseos legítimos” de Leonardo, además hacía un día estupendo y a parte de jugar al tenis, nos bañamos en la piscina (lo digo para todos los que me habeís preguntado por stories).

Resumen de las peticiones de Leonardo, a las que obviamente hemos dicho SI:

-1 hora de Nintendo + media hora de tele antes de desayunar.
-Desayuno: palmera de chocolate + 3 chuches.
-Coger el ascensor solo.
-Durante la mañana se ha acabado el paquete de chuches.
-Cruzar la calle solo.
-Almuerzo: dos bolsas de patatas fritas + 1 helado
-1 hora de Nintendo + 1h y media de tele a la vuelta a casa.
-Cena normal.

Leonardo es un niño muy obediente y responsable, este mismo “experimento” probablemente no sé si podré aplicarlo con Orlando jajaj. De hecho, dadas las circunstancias, se ha portado bastante bien, aunque se ha pasado los limites que nosotros hubiésemos presupuesto.
La conclusión para nosotros es que Leonardo ha estado contento todo el día y se ha sentido importante, porque ha podido elegir por sí mismo en todo momento.

Lo que hemos aprendido en términos “biológicos/físicos” es que efectivamente una sobredosis de azúcar y una prolongada presencia de medios como tele o videojuegos, crean un efecto de excitación que llamaría bomba de relojería. En el caso de Leonardo se manifestó justo antes de ir a dormir, una vez apagada la tele (que lo tenía bajo efecto de hipnosis), se puso extremadamente excitado, saltando en el sofá y gritando y tardó mucho más tiempo en dormirse de lo normal.

Por otro lado nos hemos dado cuenta de que los SI, no siempre tienen un resultado catastrófico y a veces vale la pena “dejarlo correr”, si esto nos facilita una situación de paz y tranquilidad.

Un consejo por si alguien quiere experimentar un día de “todosi”, es tener al niño lo más entretenido posible y si es posible fuera de casa.

Ya me contareis…

Un abrazo y buen comienzo de semana.

(Por cierto he cambiado la foto perfil del Instagram).


2 Comentarios

  • 1. Amparo  |  6 mayo 2019 - 14:03

    Hola Lorin,
    Me ha encantado el experimento que habéis hecho Jose y tú y la conclusión a la que habéis llegado. Creo que hay que dejar cierta libertad a los niños pero estableciendo unos límites, que en este caso es el adecuado, pues sino se pasarían todo el dia jugando a la play station y comiendo chuches. Además Leonardo pinta y hace cosas muy creativas que le alejan de ese grupo hiper conectado a la nintendo. Hay otros retos que se han puesto de moda como comer todo el dia de un determinado color, pasar un dia siendo mi madre y mi madre siendo yo y cosas por el estilo y se llega a conclusiones muy interesantes. Un beso grande y gracias por tu post, seguro que muchas mamás se animarán a hacer el mismo experimento

  • 2. MARÍA JOSÉ, Cántabra en Madrid  |  8 mayo 2019 - 01:14

    Mamma mía¡¡¡como crecen tus bambini¡¡ Me he fijado en las rodillas de Leonardo, se hace ragazzino. Orlando tiene cara de muuuuyyy listo y pillín. En mi época de niña eran Si pero más No y esos No eran asumidos, mis padres lo decían y eso era¡ Tuve una infancia muy feliz a pesar de esos No y los domingos de chuches y de Cine con la paga semanal eran lo mas¡ Los juguetes de Reyes(solo en Reyes) los cuidaba como tesoros el resto del Año¡ y las horas y horas de jugar en la calle un buen cenar y dormir¡ Que felicidad puntual y valorada.

Deja un comentario

Requerido

Requerido, (permanecerá oculto)


3 + = doce

Hearst España S.L. (en adelante, Hearst España) como responsable del tratamiento utilizará los datos personales que nos facilites a través de este formulario para que puedas comentar en el blog y para cumplir con los requisitos legales aplicables, según se detalla en nuestro Aviso de privacidad.
Tus datos serán almacenados por el plazo legalmente previsto para este tipo de servicios. Si tienes cualquier consulta o duda, puedes hacerlo en cualquier momento enviando un mensaje de correo electrónico a privacy@hearst.es


Subscríbete a los comentarios vía RSS